viernes, 10 de diciembre de 2010

Palabras y letras



Cuando los rayos de vida acarician el mar, el agua rie en sus movimientos, dibujando figuras misteriosas con su resplandor mientras el sol se aleja, así como se aleja todo aquello que sabe que siempre hay un regreso. Como aliento en la arena viven las huellas que alguien deja en su andar. Frente al océano de la existencia, pensamiento y razón se dan la mano para lograr comprender el cantar de el alma y salvarla del olvido. Los años llegan y se van, las flores nacen y mueren, el sol despierta y duerme. Las palabras no mueren jamás solo dejan de ser pronunciadas, las letras no mueren nunca, solo dejan de ser leídas.

miércoles, 24 de noviembre de 2010

Así como cuando



Transcurre el día, lejos va quedando su origen, así como cuando el amor viene de dentro hacia afuera, impregna los ojos de alegría y arrasa con el aliento y las palabras. Se administra el silencio, se vigila el reloj, se sale a buscar estrellas, se sale a respirar aire puro. Pasan las horas en el latido de las sienes y en el aire que se muestra se percibe la aventura deliciosa que anda vestida de sueños. Los nombres se elevan al viento al final de la tarde, solo la magia del amor cuida del transcurrir de este instante. La tarde se avecina, la luna se asoma, así como cuando un día tus ojos se asomaron a los míos, así como cuando la luna se asoma para ver si el sol ya se ha ido.

martes, 16 de noviembre de 2010

Mientras en el aire



Permanecer en el aire del amor, entre miles de abrazos en infinitas horas, mientras el deseo como vuelo de ave conquista al corazón con sus movimientos. Pasear en el horizonte del cielo, sobre un mundo desvelado, allí donde se inicia la vida brillante de luz, ligada al amor y a los dulces momentos. Hay una forma vagando entre las nubes que no acierta a decir ni a preguntar, pero que aprende a sentir sin ni siquiera razonar. En la grata visión llena de calma y fantasía, se va columpiando la ilusión mágica de una esperanza, mientras en el aire un devaneo le regala la forma al deseo.

martes, 2 de noviembre de 2010

Vestigios de sol



Cuando se habla con el alma las despedidas son largas, no como el ocaso que apenas en un parpadeo se convierte en noche. En la calle silenciosa de la mente no se pueden completar las palabras aunque los vestigios de sol iluminen las sombras. Las nubes se cruzan en su eterno retozo con el viento alegrando la nostalgia y hasta el árbol sensible comprende el idioma arrojando sus semillas de continuidad. Se agolpan las frases entrecortadas, resuenan pisadas en la memoria, se abren las ventanas del recuerdo, quizás porque decimos adiós muchas veces sin atrevernos a irnos. 

viernes, 1 de octubre de 2010

Mientras te veo



Se percibe el aroma y la gracia de tus hojas al ser movidas por la brisa que te toca, posees la edad de las aves que encuentran alimento y cobijo en tu ramas extendidas. La vida está en ti, para eso has nacido, luz de espíritu circula por tu savia, tus raíces se aferran al manto de la tierra con fuerza y desenfado, con lazos indisolubles desafiando a la ciudad. En el íntimo espacio donde creciste, sin duda hay algo tuyo que no me pertenece, tendría que ser hoja y árbol para poder conocer ese manantial de magia secreta que fluye a través de ti. Tan sólo me perteneces mientras te veo, aunque sé que desde tiempos remotos, el viento y el sol se alegran en tus antiguas hojas. A veces el suspirar produce alivio.

viernes, 24 de septiembre de 2010

De amores escampados


Entre los árboles y las flores está escrita la voz del agua y del viento. La delicia y el encanto del alma, están implícitas en nuestra imaginación, en el fondo de nuestro ser, en ese azul que se oculta cuando se han andado caminos. La luz del entusiasmo nos hace amar la libertad más que a cualquier cosa, esa luz que habita en la conciencia, donde el pensamiento agita sus alas y llueven letras llenas de alegría. Palabras viajeras llenas de vida, de amores escampados, de nostalgias luminosas que transpiran en la senda recorrida, buscando las huellas de figuras, de colores invisibles, de promesas zurcidas con silencio.
Los pasos no son pasos, hay mucho espacio, hay miles de kilómetros, minutos, años, siglos quizás, más allá de las horas, desde un lugar hacia otro lugar, desde que amanece hasta que termina un día, todo está escrito.

jueves, 2 de septiembre de 2010

Instantes de un instante



Las reflexiones existen para servir a la razón, el mundo no da un paso adelante en su carrera infinita, las almas enamoradas zozobran, el pensamiento se vuelve dulcemente vago, las nubes rodean la esperanza del vuelo hacia la luz, se alejan los sueños de la mente mientras el mundo fabrica realidades. Tal vez el humano es débil, se duerme en la mejor parte de un cuento y al romper el frágil hilo del pensamiento, el espíritu no descansa y el cuerpo le obedece. Los sueños vuelan en el aire y si un alma llora, la mente siempre se encarga de consolarla, porque los sueños son los instantes de un instante.

jueves, 5 de agosto de 2010

Tal y como es




A la verde orilla de aguas cristalinas busca el alma la respuesta de un sueño, la imaginación se hace inmensa, crea una realidad y hace que las cosas sucedan. Todo lo que estamos buscando, tambien nos busca, en la quietud nos encuentra aquello que lleva mucho tiempo esperándonos y cuando llega comprendemos que la felicidad es la suma de breves instantes. Todo instante contiene los "desde entonces" y los "para siempre". Todo es perfecto, tal y como es...

viernes, 9 de julio de 2010

Y las vertientes del alma




Flor inminente y llena de una luz enamorada, como amor recién nacido. Prodigio de cada día que deslumbra la mirada y las vertientes del alma. De pétalos y rocío se formó su piel doncella, aires de luz y poesía que van marcando una huella. Pura y ritual se posa, alejando el desaliento, se va quedando dormida y oculta en el pensamiento. Con suave luz de luna sólo sabe ser una flor, no sé porqué todavía... para siempre... de repente.

sábado, 15 de mayo de 2010

En el espejo de un suspiro



La luz coloca su velo, elabora las estridencias del silencio, recoge la sutil fragancia sin enturbiar el aire, en sus corolas se asoman los soles que llevan escondidos entre sus pétalos, hazaña de risa y encanto que florece la alegría y la semilla del milagro. En el aroma del viento va cabalgando la vida, el alba de un sueño es el final de un destino, aura de amor en la lumbre de un día, cuando es el tiempo el que adivina un sentimiento. En el espejo de un suspiro se refleja el andar de un amor,  en la flor de una mañana, en las columnas del aire, en esa memoria que no se conoce pero existe, en ese tono inusitado de voces que arrullan como alas, en la nada que es el alma del universo, en la belleza breve y lejana.

jueves, 1 de abril de 2010

Movimiento y trascendencia



La palabra estímulo es hermosa, contiene la quietud de la observación y el poder de la sincronía. Contiene movimiento y trascendencia. Para que su efecto nos alcance es necesario prestar atención al tiempo que necesitamos para que su conexión transparente nos llegue y desencadene reacciones impredecibles por inesperadas. Una palabra, una mirada, un guiño, una canción, una voz pueden significar segundos que remueven el resto de nuestra existencia, hasta darles el peso de los "desde entonces" o "para siempre". Estímulo es aquello que en nuestra vida nos asalta por sorpresa.

viernes, 5 de marzo de 2010

Y si...


Aún corriendo con ligereza la sombra nunca nos abandona, aunque se levanten los pies, más huellas vamos dejando. A veces creemos que corremos lento, aceleramos los pasos, corremos sin detenernos hasta extenuar las fuerzas. Hasta que comprendemos... Y si permanecemos en la sombra, podemos perder la sombra y si nos quedamos inmóviles dejamos de hacer huellas.

domingo, 14 de febrero de 2010

Energía invisible

Más allá de cualquier distancia, espacio o límite de tiempo, existe el verdadero sentimiento que es capaz de invertir todas las leyes del mundo. Sin pose y con carisma auténtico. Energía invisible de efectos visibles, cuando la luz se enciende para recibirlo, todo lo demás pierde importancia. Es precisamente ése ámbito encantado que conocimos en la infancia y como es real nunca desaparece. En la inevitabilidad del miedo, el amor se ausenta. El amor verdadero no deja de existir sólo porque no seamos capaces de verlo, porque la percepción tambien es una opción. ¡Cuántas cosas podríamos decir de lo que fuimos un día! ¡Cuántas cosas podríamos decir de lo que seremos un día!

viernes, 29 de enero de 2010

El trinar ruidoso de un nuevo día


En ocasiones toca mirar hacia arriba, conversar con la tristeza que aparece de pronto disfrazada de eventualidad. Existen muchas maneras de vencerla, una de las más importantes es recordar las cosas buenas y bellas en cuánto se hace presente. Recordar los momentos alegres, los instantes en que la risa es abundante, luego regresa la calma, la paz al espíritu. Así los recuerdos no hacen llorar y el silencio recobra el trinar ruidoso de un nuevo día. Otras maneras son la esperanza, que es como un antídoto que sirve para mantenerla a distancia y la música que aunque sea capaz de evocar ausencia y compañía a la vez, ayuda a apurar el paso, dejarla atrás, hasta que la acumulación de gratas vivencias haga que se desvanezca. La tristeza es una pausa, un trámite disfrazado de permanencia.

domingo, 3 de enero de 2010

Con el efluvio de un hechizo


Solo en el silencio del mar se puede escuchar el lenguaje de las olas, sin esfuerzo alguno, cruzar el valle fecundo de la vida sin pararse a pedir nada. Siempre persiguiendo la quimera de una estrella dorada que con el caudal de su luz, riegue la sal de la magia. Eternos caminos que se cruzan, se alargan, se desvían, se acortan, se desvanecen, se pierden en lontananza con el efluvio de un hechizo, dejando un pentagrama tejido de vuelo de aves. En la indetenible ronda de la vida, mientras en la arena se escribe un suspiro, allá en el horizonte se dibuja una sonrisa.