lunes, 14 de febrero de 2011

Está entre líneas



Las palabras amables hacen que nuestra comunicación sea más sencilla y agradable, son ésas que pueden llegar al corazón más cerrado y a la mente más necia, que llegan justo cuando se necesitan como bálsamo que sana y se vuelven mágicas en el mismo instante en que las escuchamos, son ésas que vienen del corazón, del verdadero ser. Una palabra sin buena intención es capaz de estropear la más hermosa conversación, un te quiero puede cambiar el estado de ánimo de una persona, un discúlpame alegra el corazón, un abrazo y un beso sanan más que la mejor medicina.
Casi siempre lo que se dice desde el corazón está entre líneas para quien bien entiende.

sábado, 5 de febrero de 2011

Un libro abierto




Se puede leer sobre la tierra plagada de surcos, de hojas con vidas paralelas, momentos que se convierten en milésimas de segundos en la memoria, como esas cosas que nunca tienen respuesta, como ese adiós que no derrota al corazón, como esos deseos que no hacen causa común y quedan flotando como hoja seca en la leve luz de la distancia, hojas a las que sus horas futuras pertenecen al pasado. Los días se agolpan en fila con prisa por pasar como en una carrera de relevos, los sueños se alejan, desaparecen sin poder detenerlos, mientras la vida sigue con las otras decisiones no tomadas, dejando en el centro del alma un libro abierto. Tan solo basta saber que habrá un después.