jueves, 24 de noviembre de 2011

En consecuencia



La vida no es si se tiene un plan o no para el fin de semana. No hay que marcar puntos porque no es un juego o porque se es aceptado o no en el círculo de amistades y conocidos. No se trata de si se ha salido, o nunca se ha hecho, si conoces ciudades o conoces solo las cuatro paredes de tu casa. Nada de eso es la vida. Tiene que ver más con el comportamiento con los demás, si se daña o se ama, si se traiciona, si se confía, si se hacen juicios, porqué y con que intención se hacen. Si se ignora a alguien en un determinado momento con intención o sin ella. Se trata de saber cuanto celo, miedo, ignorancia y venganza se puede albergar en el corazón. Se trata del amor que se lleva o no por dentro. Se trata simplemente de para que se usa la vida. Es saber que cada quien elige como afectar a los demás y al universo entero en consecuencia.