viernes, 10 de enero de 2014

En el lugar que le corresponde



Esa sensación de llegar muy alto, de armonía inmensa unida a la libertad que implica estar arriba. Ansias de llegar a la cima, sin pensar que andando el camino... es cuando se es realmente libre. Existe la creencia de que lo importante es llegar al punto más elevado, sin embargo, lo importante es lo que vamos dejando atrás y lo que nos rodea a cada instante, a cada paso que damos. Sin mucho esfuerzo, las cosas igual suceden. Justo allí en la cima donde el mundo parece detenerse, es cuando en realidad empieza a andar. Un simple instante basta para sentir, que todo está en el lugar que le corresponde.